Entrenamiento funcional con cuerdas

Una de las herramientas sumamente importante dentro de un entrenamiento funcional orientado a la perdida de grasa que no puede faltar en un circuito, es el de las cuerdas de entrenamiento.

Las cuerdas es un excelente trabajo metabólico, disparando la frecuencia cardiaca por las nubes, otra virtud que tiene que es un ejercicio que trabaja mediante el torso una gran frecuencia cardiovascular, normalmente tenemos que usar el tren inferior, es decir las piernas.

Hay varias formas de entrenar con las cuerdas, vamos a ver algunas de las variantes a incorporar en los entrenamientos.

Entrenamiento básico de ondas bajas a dos manos:

Primero nos posicionamos con las rodillas flexionadas y la espalda recta, haciendo fuerza en la zona Core, moviendo solo los brazos e intentando que se mueva lo menos posible la zona del Core.

Entrenamiento con brazos alternos:

Anteriormente era un trabajo simétrico, ahora lo realizamos de forma alterna con cada brazo.

Entrenamiento con abducciones con los brazos:

Podemos completar el trabajo de abducciones sumándole unos jumpings jacks con las piernas, agregando trabajo con el tren inferior.

Este ejercicio se vuelve mucho más intenso, con un mayor trabajo cardiovascular.

Para continuar el trabajo de brazos con piernas, podemos realizar un ejercicio con los brazos alternos pero sumándole esta vez estocadas hacia atrás.

Para agregar una mayor dificultad, podemos añadir un cambio de piernas o zancadas con unos saltos, incorporando el factor potencia. Este ejercicio es recomendado para personas con una mayor experiencia en estos tipos de entrenamientos.

El siguiente entrenamiento con cuerdas, podemos agregar un trabajo adicional de rotación, con unos movimientos de “viboreo” sobre la cuerda.

Al moverse de lado a lado el Core tiene que trabajar para evitar los desplazamientos laterales de la columna.

Otro entrenamiento que se puede trabajar son las aducciones y abducciones con los brazos.

Cambiando la forma de coger la cuerda como puedes ver en el siguiente video podemos realizar otra serie de movimientos, de lado a lado, añadiendo un componente diagonal.

Este último se puede añadir una nueva dificultad, realizándolo de forma explosiva, rotando las piernas hacia un lado y hacia el otro, de nuevo añadiendo el factor potencia.

Para los principiantes que no han trabajado nunca este tipo de ejercicio, el primer día es recomendable trabajar con una sola parte de la cuerda, hasta que vaya cogiendo una mayor experiencia, manteniendo así la gran efectividad de este ejercicio para la quema de grasa.

Trabajo principiante una sola cuerda con los dos pies en estático:

En resumen las cuerdas es un interesante implemento para el gasto calórico, incrementando el trabajo cardiovascular, activando el efecto EPOC, interesantísima herramienta que puedes utilizar para el entrenamiento funcional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *